febrero 07, 2016

Preocupa a la CFE suerte de subasta eléctrica

Gerardo Turrent expresó preocupación ante un posible fallo desierto de la primera subasta reversible de compra de energía del suministro básico para el mercado de largo plazo, en que la empresa comprará energía, potencia y certificados de energía limpia a terceros por plazos fijos de 15 y 20 años.

Gerardo Turrent, director de Modernización de la Comisión Federal de Electricidad (CFE), expresó preocupación ante un posible fallo desierto de la primera subasta reversible de compra de energía del suministro básico para el mercado de largo plazo, en que la empresa comprará energía, potencia y certificados de energía limpia a terceros por plazos fijos de 15 y 20 años.

“Mandamos nuestra señal al mercado de cuánto estábamos dispuestos a pagar y siempre existe la preocupación de que se declare desierta. Es la primera vez que lo hacemos y pusimos nuestra postura con base en indicadores internacionales y probaremos, debemos recordar que iremos afinando en futuras subastas los mecanismos”, dijo.

Ello, luego de que el lunes pasado la estatal publicó su oferta de compra para 500 megawatts de potencia, para horas pico, a un precio que oscila geográficamente entre 10,000 y 8,000 pesos por megawatt hora. Además requirió 6 millones 361,250 CEL, distribuyéndolos en 318,062 CEL al año, a un precio que arranca en 444 pesos en el primer año y se reduce anualmente hasta llegar a 88 pesos, mientras que en energía acumulable, espera adquirir la misma cantidad de CEL a precios máximos de 884 pesos por megawatt hora el primer año, hasta llegar a 176 pesos el último año, precio que, según se discutió en el Mexico Energy 2016, dejaría fuera a la mayoría de los generadores fotovoltaicos.

Miguel Ángel Alonso, director para México de la empresa de capital español Acciona Energía, que cuenta con la instalación de casi 1,000 megawatts en México —capacidad renovable que podría participar en las subastas—, aseguró que esta primera subasta se ve complicada, sobre todo para los fotovoltaicos, pero que bien podrán llegar sobreofertas de hasta tres a uno en eólicos, ya que los precios establecidos resultan más baratos que la media internacional.

CFE NUCLEAR

El director general de la CFE, Enrique Ochoa Reza, detalló que a la par de la separación legal de su empresa en al menos 10 subsidiarias distintas, la dirección corporativa de la estatal mantendrá el control de la nucleoeléctrica de Laguna Verde, Veracruz, que cuenta con dos reactores y una capacidad instalada de 1,300 megawatts, aunque la energía que se genere se contabilizará en alguna de las cuatro empresas de generación.

La generación nuclear también califica como limpia y por tanto podrá participar en la primera subasta de largo plazo, que está diseñada para cualquier tecnología, pero privilegia a los generadores limpios, por los plazos que no podrían manejar la volatilidad de los combustibles y por empaquetar CEL.

Los oferentes de esta subasta, incluida la CFE, deben presentar el 11 de febrero sus ofertas técnicas de venta de energía y en marzo 28 las ofertas económicas, rumbo al fallo de adjudicación de la canasta que adquirirá la CFE, que se dará el próximo 31 de marzo.



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada